Diez consejos para operar en la banca online de manera segura

En una sociedad en la que la banca online ha conseguido vencer las reticencias de los que la consideraban un medio menos seguro y contar cada vez con más adeptos, la seguridad a la hora de realizar transacciones, operar en bolsa o en fondos es clave. Desde el banco digital Self Bank aseguran que la banca online es segura, utiliza el cifrado de datos, capas de seguridad y sistemas que detectan anomalías y usos fraudulentos. No obstante, nos recuerdan una serie de consejos para operar a través de Internet.

1. Accede desde redes y terminales seguros
Al hacer operaciones bancarias es recomendable optar por ordenadores que usemos de forma habitual (casa, trabajo…), evitando por completo usar ordenadores o redes wifi de carácter público que podrían capturar datos personales. En el caso de que sea estrictamente necesario su uso, lo mejor sería cambiar las contraseñas bancarias cuanto antes.

2. No guardar datos confidenciales
Nunca debemos archivar claves, números de cuenta, contraseñas, números de las tarjetas u otros datos confidenciales en ningún ordenador.

3. Teclear siempre la dirección del banco
Para acceder a nuestro banco online debemos escribir siempre la dirección en nuestro navegador web, evitando acceder a ella desde una página desconocida o desde el correo electrónico.

4. Comprobar que la página tiene un candado
Una vez dentro de la pagina de nuestra entidad bancaria, debemos comprobar que la web es segura viendo que en la barra del navegador hay un candado. Si no aparece, no es fiable.

5. Cambiar claves con frecuencia
Elegir una contraseña segura es un crucial. Debe ser larga, con mayúsculas, minúsculas, números y caracteres especiales. Es necesario utilizar distintas claves y, para mayor seguridad, cambiarlas cada dos meses.

6. Mantener el ordenador libre de virus y malware
Para mejorar la seguridad de nuestro ordenador hay que tener instalado un firewall y un antivirus para estar protegido contra cualquier forma de malware.

7. No responder correos electrónicos
En ocasiones llegan al mail correos simulando ser un banco solicitando datos confidenciales y contraseñas. Nunca hay que responder a estos correos y, si tenemos dudas, lo mejor es llamar directamente a la entidad.

8. Comprobar las medidas de seguridad
El portal de un banco digital cuenta con certificados que garantizan la seguridad del sistema. Para ampliar la confianza se han desarrollado otras medidas como el bloqueo de las cuentas ante movimientos anómalos, avisos ante hechos sospechosos, la petición de contraseñas numéricas enviadas al dispositivo móvil o la introducción de determinadas coordenadas a la hora de realizar operaciones, entre otras.

9. Controlar las cuentas de forma regular
La banca digital permite acceder en cualquier momento a las cuentas para comprobar de forma periódica que no se producen movimientos extraños, y que la fecha y la hora de conexión corresponden con la última sesión iniciada.

10. Cerrar sesión
Una vez finalizadas nuestras operaciones debemos cerrar sesión y el navegador. Así finalizaremos de forma correcta las transacciones online.


FUENTE: MUYPYMES

 

Más información...



Compártelo en las redes sociales


 

Volver a la sala de prensa